Sentirse como un pajaro que vuela con las alas atadas